PSICOLOGÍA/ Tu también puedes.

UN PEQUEÑO EMPUJÓN: TU TAMBIÉN PUEDES

si-se-puede1

¿Cuántas veces hemos querido darnos por vencido, dejarlo todo atrás y rendirnos? ¿Cuántas veces ha pasado por nuestra cabeza que esto no vale la pena o que estás cansado/a de no ver resultados?

Para los que están en volumen y les cuesta más subir de peso, o los que están en definición y les es difícil bajar el porcentaje de grasa, todos, sin excepción, tenemos nuestros puntos débiles pero debe quedar muy claro, por encima de todo, que también tenemos puntos fuertes.

A veces estamos tan concentrados contando nuestras debilidades que, cuando nos damos cuenta, ya no nos quedan dedos para contar nuestros puntos fuertes y este es nuestro mayor error. Debemos sacar provecho de estos momentos donde nos encontramos más débiles mentalmente y darnos cuenta de todo lo que hemos logrado. Está claro que nada se consigue de un día para otro, los grandes atletas están compuestos de perseverancia, disciplina, actitud y confianza. La clave está siempre en ser uno mismo, no dejar de luchar por lo que queremos. Llegar a la cima siempre es un proceso lento pero rendirnos sólo hará que sea aún más pesado.




Debe quedar claro que tú eres único y esta es tu mayor virtud. Sólo tú tienes la capacidad y el poder para controlar como te sientes y como quieres sentirte, aunque a veces no lo parezca.

Si eres capaz de pensar en cosas positivas, ellas vendrán a ti y, sin que apenas te des cuenta, te habrás olvidado de lo negativo que creías que te rodeaba y podrás tener una sonrisa en tu boca que te animará a continuar luchando, a seguir con tu día a día.

motivación

¡Habla! No tengas miedo de contar a nadie como te sientes, exprésate, hazte oír, siéntete comprendido. Uno de los mayores errores del ser humano es que queremos afrontar nuestros problemas sin ayuda de nadie, creemos que podemos con todo y a veces necesitamos un empujón que nos ayude a seguir adelante, necesitamos que alguien nos anime, que nos comprenda y nos motive para alcanzar nuestros sueños. Cuando se quiere conseguir algo el camino nunca es fácil, por eso es importante ir acompañado. Debe quedaros claro que nadie es invencible y que todos tenemos días buenos, muy buenos y malos. Días que te rendirías, pero lo más importante, días en los que te rendirías pero no lo haces. Estos días son los que marcaran tus victorias, los que te harán crecer como atleta y como persona.

Sigue adelante, nunca dejes que nadie te pise y nunca pises a nadie, se honesto contigo y con los demás pero, por encima de todo, se feliz contigo mismo, siéntete orgulloso/a de tus metas, de tu progreso, de tu día a día pero disfruta del camino, disfruta del día a día y si esto no te hace feliz, ¡cambia el plan!

 


Carmina Llongueras y Esther Martín

Autoras @psycfits

chiste-gordito

No Responses